Tras el pedido de la oposición, la gobernadora detalló los condicionamientos para que intendentes accedan a créditos destinados a obras de infraestructura.

María Eugenia Vidal y el ministro de Economía bonaerense Hernán Lacunza firmaron este lunes el decreto que establece los detalles para acceder al Programa Provincial de Desarrollo (PPD). Se trata del programa de créditos al que los municipios pueden acceder para hacer obras de infraestructura en el marco de la campaña electoral.

En principio sólo pueden acceder los 95 municipios que adhirieron a la Ley de Responsabilidad fiscal  y tienen superávit en sus cuentas. No obstante, el Ejecutivo le agregó condicionamientos y los distritos que mantengan deudas con entidades “financieras y no financieras”, como IOMA, CEAMSE, Provincia ART o el IPS, “deberán acordar un plan de saneamiento” de esos pasivos.

También podés ver: “Pidieron que Vidal informe sobre los créditos para obras destinados a municipios”

“El citado Régimen tiene por objetivo principal instrumentar reglas claras, y dotar de mayor transparencia sobre la utilización del gasto y los ingresos públicos municipales, procurando la sostenibilidad de las finanzas públicas como medio para una mejor calidad en la provisión de servicios públicos”, sostiene en los considerandos el texto firmado por Vidal y Lacunza.

El decreto de reglamentación se lanzó en marzo, pero había quedado un manto de dudas sobre qué distritos estaban en condiciones de acceder a la financiación. De hecho, el Decreto 185/2019 firmado hoy llegó por insistencia de la oposición en la Legislatura, que pidió transparencia para evitar una utilización arbitraria o discrecional de recursos públicos.

También podés ver: “Ayuda de campaña: Vidal habilitó fondos para obras municipales”

El PPD reemplaza al Fondo de Infraestructura Municipal (FIM), que en 2016 y 2017 supuso una caja de $8.500 millones de ayuda extra a cada uno de los 135 distritos. En 2018 se eliminó y este año volvió en forma de créditos para que las comunas especulen con obra pública en los meses previos a las elecciones.