Héctor-Timerman

Héctor Timerman, Canciller de la nación, explicó los motivos por los cuales el Gobierno decidió entablar un diálogo con Irán, que concluyó en la firma del acuerdo, y aseveró que: “Argentina tuvo que asumir su rol”.

“Yo les dije a esos países que la Argentina no iba a permitir que se usara la causa AMIA para atacar militarmente a Irán, porque lo que nosotros buscamos es justicia, no venganza”.
De la misma manera, completó: “Pero también les dije que si van a negociar… les pedí que no se olviden de la causa AMIA. Sin embargo, ninguno puso la causa AMIA sobre la mesa de negociaciones con Irán. Eso nos motivó a que fuéramos nosotros los que avanzáramos en este acuerdo”.
Asimismo, Timerman subrayó los motivos por el cual el Gobierno decidió establecer un diálogo con Irán que tuvo como resultado la firma del acuerdo -que debe ser ratificado por los Parlamentos de ambos países- para destrabar la investigación del cruel atentado a la sede de la AMIA, que causó 85 muertos y cientos de heridos.
Por consiguiente, el funcionario nacional afirmó que  “Argentina tuvo que asumir su rol. No podíamos delegar”, y recordó que Irán “tiene una necesidad de reacomodamiento en el mundo”.
Y también advirtió que “si sale todo mal, va a quedar todo como está. La causa está paralizada desde el año 2006”.
Respecto a la creación de una Comisión de la Verdad, Timerman explicó que “fue una idea que surge de un pedido iraní que yo acepto porque considero que, dado el prestigio que va a tener la Comisión, sus miembros pueden ser los que den testimonio al mundo de lo que ocurra en las audiencias en Teherán. Es una ventaja que tiene la Argentina”.
En cuanto a su función, detalló que la misma será recibir la información y elevar un informe a los gobiernos, “los cinco miembros van a decir: – esto es lo que pensamos nosotros».
Respecto a la controversia con Israel, país que se opuso a la firma del Memorándum, Timerman consideró que “todos los Estados tienen intereses geopolíticos, económicos, políticos, militares. Israel defiende los suyos. Y lo bien que hace. Yo defiendo los de la Argentina. Israel no quiere que haya un diálogo con Irán. Cree que no sirve. Y yo pienso lo contrario”.