arlia ministerio
Tras declarar la “emergencia hídrica”, y luego de 10 años de litigio con el propietario, el Gobierno bonaerense anunció que logró expropiar un campo de ocho hectáreas ubicado en la localidad de Bellocq (partido de Carlos Casares).

De esta forma, el Ejecutivo avanzará en la culminación de un canal para evitar los problemas que se generan en esa región cuando caen lluvias abundantes como las de hace dos semanas.

El ministro de Infraestructura bonaerense, Alejandro Arlía, y el Secretario de Espacio Público, Eduardo Aparicio, recorrieron la zona donde se ejecutará la obra que comprende, entre otros trabajos, un canal de 4,5 metros de base de fondo y taludes, se indicó en un comunicado oficial.

“Esto permitirá unir el canal de la localidad de La Sofía (Carlos Casares), impedido hasta ahora por una disputa con el propietario, situación que ha generado históricamente serios perjuicios cuando hay abundantes lluvias como este año. De esta forma, quedará terminado el canal ‘12 de Octubre-La Sofía’, que tiene una longitud de tres mil metros y permitirá drenar los excedentes hídricos al oeste de esta localidad”, indicó Infraestructura en un comunicado.

Durante la recorrida, Arlía señaló que el mandatario municipal de Casares, Walter Torchio, viajó a La Plata para entregarme un informe sobre la situación real que se vive en el partido.

El funcionario provincial sostuvo que fue “imperiosa la necesidad de expropiar ocho hectáreas a un vecino que se negó sistemáticamente a facilitar esos terrenos para la construcción de este canal, que posibilitará drenar el agua hacia el partido de 9 de Julio y aliviar la situación de todas las localidades del sur de nuestro partido”.

Las últimas inundaciones que afectaron a varias localidades de la provincia obligaron a declarar la Emergencia Hídrica que permite dar respuestas inmediatas desde el Estado.

Así, el Poder Ejecutivo de la Provincia de Buenos Aires, quedó autorizado para ejecutar obras y acciones indispensables ante situaciones de desastre que se produzcan en zonas de la Provincia afectadas por casos de fuerza mayor, tales como: incendios, inundaciones, terremotos, epidemias.

“Estamos siguiendo de cerca el trabajo de contención que venimos realizando en todos los municipios en los que se decretó la emergencia hídrica”, dijo Arlía.

Los distritos ya declarados en emergencia hídrica por inundaciones son Azul, Bolívar, Carlos Casares, Carlos Tejedor, Daireaux, Florentino Ameghino, General Alvear, General Pinto, General Viamonte, General Villegas, Hipólito Yrigoyen, Lincoln, 9 de Julio, Olavarría, Pehuajó, Rivadavia, Tapalqué, Trenque Lauquen y 25 de Mayo, cuyas poblaciones van desde los 111 mil habitantes, como es el caso de Olavarría, hasta los 8.880 como ocurre en Ameghino.

Durante los primeros 5 meses del año, en la provincia de Buenos Aires, cayeron 1.400 milímetros de lluvia, cuando el promedio anual es de 800.

Frente a esta situación el Ministro de Infraestructura, Alejandro Arlía, se está reuniendo periódicamente con los intendentes de la Cuenca del Salado, para llevar adelante un plan integral que permita minimizar los efectos de las copiosas lluvias.