El juez Luis Rodríguez decidió procesar al fiscal de Mercedes por brindar información a Marcelo D’Alessio, quien extorsionó al empresario Gabriel Traficante.

 En la causa paralela que investiga el juez de Dolores Alejo Ramos Padilla, el magistrado Luis Rodríguez decidió procesar sin prisión preventiva al fiscal de Mercedes Juan Ignacio Bidone, al agente de la AFI Claudio Álvarez y al ex espía Rolando Barreiro por realizar maniobras extorsivas al empresario aduanero Gabriel Traficante.

En la causa que se instruye en los tribunales de Comodoro Py ya está procesado el falso abogado Marcelo D’Alessio, pero con prisión preventiva, por haber infringido “temor suficiente sobre Gabriel Traficante” para pedirle una coima de 90.000 dólares e influir a su favor en una causa judicial denominada “mafia de los contenedores”.

El empresario denunció esta maniobra en 2016 y logró que se reactive la causa este año gracias a que se develó públicamente que D’Alessio realizaba maniobras de espionaje y extorsionaba con información conseguida ilegalmente.

En esa línea, el magistrado que instruye la causa destacó que “se tiene por acreditado que Marcelo D’Alessio se contactó con Gabriel Traficante y, bajo la presión de que podría parar el desarrollo de una “investigación irregular” en su contra (…) le exigió el pago de distintas sumas de dinero”.

Rodríguez consideró a Bidone como partícipe necesario de la extorsión en grado de tentativa y le imputó abuso de autoridad por llevar adelante tareas de inteligencia prohibidas por la ley. Es decir, lo procesó por haberle facilitado a D’Alessio los listados con registros de llamadas y migraciones de Traficante.