sábado 18 de enero de 2020 - Edición Nº409

Justicia | 30 oct 2019

Pergamino: procesaron a tres productores rurales por contaminación ambiental

Además, dos ex funcionarios de la Municipalidad deberán prestar declaración indagatoria la semana próxima


El Juzgado Federal de San Nicolás procesó esta semana a tres de los cuatro productores rurales imputados en la causa que investiga la contaminación del agua en la ciudad de Pergamino. La medida los considera prima facie coautores penalmente responsables de contaminación ambiental en general, de un modo peligroso para la salud, mediante la utilización de residuos calificados peligrosos.

La medida la tomó el titular del juzgado, Carlos Villafuerte Ruzo, y también les trabó un embargo a los procesados por tres millones de pesos, que se fijan en forma provisional para responder al pago de las costas, la pena pecuniaria y efectividad de su responsabilidad civil.

El origen de la causa judicial radica en una denuncia de numerosos vecinos que realizaron la denuncia penal por la contaminación del agua. Esto derivó en la investigación del fiscal Matías di Lello y el juez Villafuerte Ruzo, quienes mediante las investigaciones toxicológicas de los peritos de la Corte Suprema comprobaron la presencia de sustancias contaminantes.

También podés ver: "Confirmaron que el agua de Pergamino también tiene arsénico"

En paralelo, el magistrado de San Nicolás decidió dictar la falta de mérito para el cuarto imputado, que según el medio local Primera Plana, aparece menos comprometido en las pruebas recolectadas.

La causa tendrá un nuevo capítulo el 6 y 7 de noviembre, cuando tengan que declarar los ex funcionarios municipales Mario Tocalini y Guillermo Naranjo, jefe y subjefe de la Dirección de Ambiente Rural. Los encargados de controlar las fumigaciones en el partido de Pergamino fueron apartados por el intendente Javier Martínez –recientemente reelecto- luego de que Villafuerte Ruzo los llamara a declarar.

[caption id="attachment_111136" align="aligncenter" width="752"] El juez Carlos Villafuerte Ruzo[/caption]

El mes pasado, el magistrado estableció la prohibición de fumigar a menos de 1.095 metros en forma terrestre y a menos de 3.000, de forma aérea, en zonas linderas al casco urbano.

Los agrotóxicos son venenos productores de cáncer, daño genético y afectan el sistema hormonal y nervioso humano. Muchos no se biodegradan y son fácilmente solubles en agua, por lo que las napas de la ciudad son fácilmente permeables a la contaminación.

TE PUEDE INTERESAR

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO: