La Feria Conectamos Trabajo en la ciudad balnearia reflejó una postal de la complicada situación económica y laboral que se vive en la Argentina.

Mar del Plata, ciudad con un 8,5 por ciento de desocupación según la medición del Indec en el segundo trimestre del año (abril-mayo-junio), mostró una imagen difícil de olvidar teniendo en cuenta los constantes despidos en la industria y las altas tasas de interés que hacen insostenible en el largo plazo un proyecto productivo.

Más de mil metros de cola se vieron este martes en la feria “Conectamos Trabajo”, organizada por el Ministerio de Trabajo y el de Producción de la provincia de Buenos Aires junto a 40 empresas que se acercaron a recibir currículums al Museo de Arte Contemporáneo marplatense.

Según la cartera conducida por Marcelo Villegas, la oferta laboral asciende a dos mil puestos en empresas como Café Cabrales, Havanna, Open Sports y Pepsico, entre otros. Además hay stands de cámaras empresariales, de organismos públicos y de establecimientos de capacitación laboral.

«Más allá de entregar un curriculum, pretendemos que todos los postulantes tengan una experiencia placentera de lo que es buscar trabajo», señaló el ministro de Trabajo en el marco de la apertura de puertas a la feria, pasadas las 10 de la mañana. Según indicó, estiman que 1.700 personas por hora ingresan hasta las 18, hora en la que finaliza la feria.