La cementera avisó que readecuará su capacidad productiva a la realidad del mercado y peligran 200 puestos laborales en la Planta Barker.

Las consecuencias de la recesión que atraviesa la economía argentina hicieron eco en Loma Negra, que luego de esquemas rotativos de suspensión en los primeros meses de 2019 anunció que inició “un proceso de reducción de nómina de empleados”. La firma no dijo cuántos serán, pero la comisión interna de los trabajadores estima que el número alcanzará a 100 de la empresa y a otros tantos que están tercerizados.

Desde la Planta Barker ubicada en Benito Juárez aseguraron que la decisión se toma “en un contexto en el cual la compañía tiene sobrecapacidad, sumado a los altos costos de producción y a los costos logísticos que insume el funcionamiento de esa fábrica”.

“Siguiendo con su política de transparencia de brindar información clara y completa, la compañía ha propuesto una solución integral que establece el mantenimiento de un turno en la planta, la relocalización de empleados en otras de sus plantas y planes de retiro voluntario o prejubilaciones en condiciones superadoras”, señalaron desde la firma.

Loma Negra también acusó a la Asociación Obrera Minera Argentina (AOMA) de mostrar “intransigencia y falta de respuesta”, lo que motivó iniciar ante las autoridades nacionales los procedimientos previstos por la Ley.

Desde el gremio no tardaron en contestar y el delegado de AOMA-Barker, Martín Isasmendi señaló que están resistiendo y que la empresa amenazó con echar trabajadores, “aunque no concretó nada”.

“Lo único que ofreció fueron traslados hacia Olavarría, Frías y Zapala. Le venimos diciendo a los trabajadores que no acepten esas cosas, por suerte la gran mayoría no aceptó. Encima hay cuestiones mentirosas”, dijo Isasmendi al portal local Infoeme y amplió: “Alejandro Santillán, de AOMA Olavarría, presentó quejas hacia Loma Negra respecto a que vayan trabajadores de Barker a ocupar puestos de trabajo en la ciudad de Olavarría”.

También podés ver: “La industria y la construcción continúan en recesión: caídas de hasta el 13,4%”

En la misma línea, el representante de la Planta Barker añadió que “la intención que señalaron es echar a 100 trabajadores. La semana pasada presentaron un expediente que señala que los motivos son económicas, y que la planta tiene tecnología obsoleta, el mercado de la zona está deprimido. Consideramos que son todas mentiras”.

Además, indicó que también existe incertidumbre por los tercerizados por la empresa cementera y que, en ese caso, los despedidos se transformarían en 200, por lo que quedarían en funciones “sólo 48 trabajadores”, agrega Infoeme.