Así lo aseguró Miguel Fernández Pastor, ex director de Anses, especialista previsional y ex director del Centro Internacional de Estudios de Seguridad Social.

El experto en seguridad social destacó en Radio La Plata (FM 90.9) que la situación “es compleja” porque el acumulado interanual de inflación en los últimos 15 meses acumula 60% y los haberes de los jubilados se incrementaron apenas un 28. “La cruel realidad es que no era verdad lo que decían y lo hacían con absoluta consciencia”, agregó.

“Ha ocurrido que los dolarizaron los medicamentos. Si midiéramos todo en dólares, tanto estos bienes como movilidad, veríamos que la jubilación en 2015 era de US$ 456 lo que daría más de 17 mil pesos hoy en día: cien por cien más que lo que cobra un jubilado. Esa es la paridad que representa”, sostuvo.

En el mismo orden, acusó al gobierno de querer “poner en crisis el sistema previsional y con el objetivo claro de régimen de capitalización donde los sectores financieros se vean beneficiados con el recurso de la seguridad social. No me extraña y de alguna manera me duele por el semejante nivel de insensibilidad y cinismo”.

Antes de cerrar, señaló: “la situación será desesperante. La jubilación mínima hoy es de 8.600 pesos y eso lo cobran el 80% de los beneficiarios, es decir 4.800.000 jubilados”. Y destacó que “abundan los jubilados que sacan créditos para pagar servicios públicos. El Anses, en el juego de la política del cinismo, motiva los créditos y cobran una tasa usuraria del 44%”.