El mandatario comunal -Andrés Watson- examinó las múltiples tareas efectuadas para reacondicionar un área trascendental para el ingreso o egreso al distrito, debido a su proximidad con partidos limítrofes como Almirante Brown y Quilmes.

Los trabajos efectuados sobre la calle El Malambo -financiados con recursos municipales- abarcaron el tramo comprendido desde su intersección con Avenida Monteverde hasta el cruce con La Aguada.

“Reestructuramos las condiciones viales, organizamos el tráfico y acentuamos el valor de un lugar sumamente concurrido tanto por varelenses como vecinos de localidades cercanas debido al crecimiento demográfico”, describió el mandatario.

El procedimiento desplegado consistió en la optimización integral de la zona mediante la reparación del parque lumínico, reconstrucción de cordones, edificación de vereda perimetral, arreglos en paradas de colectivos, colocación de bancos, parquización con especies cultivadas en el Vivero Municipal, forestación con fresnos más el pertinente mejoramiento de arterias laterales y paralelas.

Cabe remarcar que emplearon adoquines históricos -removidos de la Ruta Provincial N°36 y la Avenida Calchaquí para la construcción del Metrobús- recuperados por la comuna para cimentar la unión del sendero peatonal con la ante-esquina u ochava.

Estipularon labores durante una semana más, para culminar la renovación de un punto geográfico trascendental. De ese modo, sumaron fluidez en el tránsito sobre la mencionada vía de circulación vehicular y mejoraron la conexión con la región noroeste del partido: específicamente entre Don José, Agustín Ramírez y 3 de Mayo, entre otros.

“Notamos la presencia del Intendente, no sólo acá sino en otros barrios. Percibimos su respaldo en acciones puntuales programadas según las inquietudes que planteamos”, reveló Mónica, quien eligió Florencio Varela para vivir hace 23 años. “Ahora depende de nosotros mantenerlo en buen estado”, agregó.