En medio de los anuncios sobre las modificaciones a las economías regionales para solventar la crisis causada en los últimos tres años, el vice ministro de Hacienda resaltó que el gobierno enviará al Congreso un proyecto de ley para modificar la carta orgánica del Banco Central

Hace instantes, en la Casa Rosada, habló el presidente Mauricio Macri junto al ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica.

En ese sentido, el gobierno anunció beneficios fiscales para pequeñas y medianas empresas radicadas en las provincias donde se haya respetado el Pacto Fiscal.

“Decidimos aumentar el mínimo no imponible sobre las cargas patronales de los trabajadores de las economías regionales. Con esto, se benefician 19 mil empresas en todo el país, con 200 mil trabajadores”, apuntó Macri.

El primer mandatario también destacó que “ya está empezando a bajar la inflación, lentamente va a mejorar la actividad económica y esperamos que eso nos lleve a tener un crecimiento cada vez más sólido”.

Gerardo Díaz Beltran, titular de la CAME aseguró en Radio La Plata (FM 90.9) que “en esta situación de crisis toda medida es insuficiente pero estamos agradecidos con el gobierno porque es un descuento importante que viene en un muy buen momento”.

A pesar de este “buen momento”, cabe destacar que el 2018 cerró con 49 puntos de inflación. Ante esto, y en medio del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, Miguel Braun, vicemnistro de Hacienda aseguró en la conferencia de prensa que “el gobierno está trabajando con el BCRA para modificar la carta orgánica. La vamos a enviar el Congreso cuando abra”.

El riesgo que esta medida implica es que, una modificación a medida del fondo monetario, otorga al gobierno mayor discrecionalidad en el manejo de la política monetaria.

Además, Braun sostuvo que Cambiemos “proyecta una inflación del 28%. Esperamos que los próximos meses esté en dos o tres puntos y baje hacia mitad de año”.