En el Conurbano, el número alcanza el 11,1% y es el conglomerado con el segundo número más alto del país.

El promedio de desempleo en el país llegó al doble dígito en el primer trimestre de 2019, una situación que no se daba desde 2006, cuando Argentina padecía los últimos resabios de la crisis de 2002. En ese año la tasa de desocupación fue del 11,4% y en los años posteriores osciló entre el 7 y el 9 por ciento.

Según el informe trimestral del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) la ocupación tiene tendencia a la baja desde el primer trimestre de 2018: por ese entonces, la cifra era del 70,1% y en la actualidad descendió al 66,1%, lo que da cuenta de la pérdida de empleos en ese lapso.

Por regiones, la provincia de Buenos Aires es una de las que más padece la recesión y la consencuente falta de trabajo, ya que la desocupación en los partidos del conurbano bonaerense llega al 12,1% -la segunda tasa más alta del país- y otras ciudades como La Plata (10,8%) y Mar del Plata (10,1%), se encuentran entre las 15 ciudades con mayor porcentaje de desempleo.

En paralelo, un dato paradigmático tiene que ver con la no reelección de Rosana Bertone como gobernadora de Tierra del Fuego: su coqueteo con Alternativa Federal meses atrás y su buena relación con Mauricio Macri le hicieron perder las elecciones del pasado domingo. Allí, Ushuaia y Río Grande representan la tasa de desocupación más alta del país con el 13%.

El informe completo del Indec: