Luego de las denuncias por “descuentos y “liquidaciones inexactas” en la primera semana de abril, Suteba pidió que se regularice la situación con una nutrida movilización.

Este lunes el Sindicato Único de Trabajadores de la Educación bonaerense (Suteba) se movilizó por las calles de la capital provincial hasta la Dirección General de Cultura y Educación para reclamar por una urgente respuesta ante docentes que “no cobraron” y otros que recibieron descuentos por medidas de fuerza que no realizaron.

La marcha de los docentes fue hasta la subsecretaría de Recursos Humanos de la cartera dirigida por Gabriel Sánchez Zinny, sita en 44 entre 5 y 6 de La Plata. Ahí ingresaron la secretaria general adjunta del gremio, Silvia Almazán, y la secretaria gremial, Marcelo Escobar, y entregaron documentación de cada distrito para demostrar el no cobro de los haberes de varios trabajadores de la educación.

En esa línea, Almazán reprochó al gobierno provincial porque hubo familias que “no pudieron pagar los servicios, otros tuvieron que renegociar el alquiler y que están pensando en cómo alimentar a sus hijos”.

Al mismo tiempo, desde el Sindicato demandaron firmemente “la resolución de todos los errores existentes” y lograron ser recibidos por las autoridades de la subsecretaría provincial, que escuchó los reclamos puntuales de cada delegación docente con problemas en el cobro de sus haberes.

Vale recordar que el Suteba impuso exigió cuatro condiciones a la provincia de Buenos Aires para aceptar la propuesta paritaria del 2019. Se trata de “escuelas dignas”, “sumarios sin efecto”, “comisión de políticas socioeducativas”  y “no descuento de los días de paro”.