El asesinato ocurrió en la madrugada del jueves y no faltaron pertenencias del lugar. No descartan que haya tenido que ver con el divorcio que estaban tramitando con su ex pareja.

Un sujeto masculino de 56 años apareció esta mañana de jueves degollado en su domicilio, ubicado en 48 entre 19 y 20. Según el fiscal a cargo de la investigación, Marcelo Romero, el hecho fue «entre las 2 y 3 de la mañana».

La víctima, identificado como Jorge Pereira, falleció producto de un ataque con arma blanca. Fuente policiales contaron que el cadáver contaba con un corte de casi 10 centímetros en el cuello, otro en su mano izquierda y siete puñaladas en su omóplato derecho.

El fiscal Romero, instructor de la causa, confirmó que «su esposa es quien llamó al 911 luego de que escuchó un golpe». La víctima se encontraba separada de hecho de su pareja, por lo que no descartan que haya tenido que ver con el asesinato. Si bien no está imputada, Romero confirmó que está siendo interrogada.