El juez Julián Ercolini alegó inexistencia de delito por el regalo que la familia de Héctor Campora le hizo al matrimonio Kirchner.

El juez federal Julián Ercolini sobreseyó a la ex presidenta Cristina Fernández Kirchner por inexistencia de delito en la causa que investigaba la supuesta apropiación ilegal de un bastón presidencial en un allanamiento en su casa de El Calafate. También ordenó devolver el bastón a la precandidata a vicepresidenta.

La causa se había iniciado en agosto, luego de que Claudio Bonadio denunciara penalmente a la ex mandataria por hallar un bastón presidencial que supuestamente pertenecía al ex presidente Arturo Frondizi. Ercolini acreditó que, tal como alegó la senadora, correspondía a un obsequio de la familia de Héctor Campora, sobreseyó a CFK y ordenó su inmediata devolución.

La investigación del supuesto delito fue instruida por el fiscal Jorge Di Lello y, finalmente, Ercolini resolvió que el bastón “es aquel que fuera donado por los familiares del ex presidente Cámpora al ex presidente Néstor Kirchner y, en consecuencia, no sería aquel sustraído al Estado nacional”.

El magistrado argumentó también que “los ex funcionarios nacionales Jorge Taiana y Alberto Fernández, asistentes al acto celebrado el día 28 de diciembre de 2006, en el que el ex presidente de la Nación Néstor Kirchner recibió los atributos presidenciales donados por los familiares del también ex mandatario Héctor Cámpora”.

Otra causa de envergadura similar, y que surgió también del allanamiento ordenado por Claudio Bonadio, es la que el mismo magistrado tramita por la carta que el general José de San Martín le escribió al general chileno Bernardo O’Higgins. Según dice Cristina en Sinceramente, ese escrito resultó de un obsequio del presidente ruso Vladimir Putin, pero el juez aún no avanzó en medidas procesales.