silvina batakis
La ministra de Economía bonaerense, Silvina Batakis, aseguró que el gobierno provincial «no está evaluando» eliminar o modificar la escala y el tope para el cobro de las asignaciones familiares, tal como exigen los gremios estatales y docentes de la provincia.

«Es un tema que tenemos que coordinar con el gobierno nacional y por ahora no lo estamos evaluándolo nosotros como provincia», aseguró la funcionaria tras participar junto al gobernador Daniel Scioli de una actividad con intendentes en Casa de Gobierno.

Batakis anticipó que «es un tema que eventualmente hablaremos con el gobierno nacional».

Ayer, la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) advirtió que podría realizar medidas de acción directa -como paros de actividades- en caso de que el gobierno no atienda el pedido de universalizar el beneficio.

«Es un tema central, que vamos a seguir batallando, creo que en estas dos semanas tenemos que tener una respuesta y si no la encontramos, como CTA vamos a estar definiendo acciones para poder encontrar la respuesta», dijo ayer el titular del gremio a nivel provincial, Roberto Baradel.

En otro orden, Batakis se refirió a la forma en que la administración provincial afrontará el gasto que significa la suba salarial, del orden del 20 por ciento que se acordó con los docentes y estatales y que no estaba contemplada en el presupuesto para este año.

«Como todos los años lo que se hace es comunicarle a la Legislatura el resultado de las paritarias en el impacto en las finanzas de la provincia y luego se ve que tipos de recursos se necesitan para cubrirlo», explicó la titular de la cartera de hacienda sin aportar mayores detalles.