El convencional constituyente Osvaldo Mércuri consideró que, en la actualidad, los municipios bonaerenses tienen “media autonomía”.

En el marco del aniversario número 25 de la Reforma Constitucional de la Provincia de Buenos Aires, el Senado organiza paneles de conversación con el eslogan “Debates, balances y perspectivas”, que busca profundizar los aportes introducidos en 1994. En ese marco, el martes abrió el primer panel en el Anexo Alberto Balestrini (7y 49) y disertaron los convencionales constituyentes Roberto Pagni, Jorge Drkos y Osvaldo Mércuri, quien reflexionó sobre algunas deudas pendientes que dejó esa reforma.

En esa línea, la “gran frustración” (sic) es el principio de la autonomía para los municipios bonaerenses. “Hoy más que nunca hay autonomía pero no es plena y tiene que ver con la independencia del poder municipal por encima de otro, sin importar el poder político. Los municipios deberían recibir dinero y coparticiparlo a través del cobro de impuestos y tasas mediante un sistema piramidal”, le confió Mércuri a CódigoBAIRES.

En el mismo sentido, agregó que hoy existe “una media autonomía, dado que el municipio está atado de pies y manos, sobre todo en aspectos económicos. Tienen un tribunal de cuentas y está bien que así sea”, consideró el convencional. En rigor, puso de ejemplo la provincia de Córdoba, donde “hay plena autonomía municipal”: “Dentro de los cuatro años, cualquier municipio puede llamar a elecciones. Aquí en Buenos Aires hubo un proyecto de Massa y obviamente no se pudo hacer porque cuando llaman a elecciones, los municipios están atados a la provincia”.

No obstante, destacó que esa “deuda” puede subsanarse con una enmienda, aunque no habría que esperar 25 años, dado que puede realizarse “con el tradicional sistema de voto o de plebiscito”.

Cupo legislativo

Otro tópico considerado como problemática por Mércuri es la cantidad de legisladores por sección electoral. Por ejemplo, la primera sección electoral tiene más de 4 millones de electores habilitados y elige a 15 diputados provinciales y 8 senadores provinciales; la cuarta sección tiene apenas un legislador menos: es decir 14 diputados y 7 senadores, pero sólo 510.000 electores. Esa desproporcionalidad, para el otrora duhaldista, debería solucionarse con una enmienda constitucional.

“No habría que crear más cargos, es un exabrupto, pero se puede solucionar con una ley”, consideró Mércuri.