Mientras la gobernadora María Eugenia Vidal, no da entrevistas en medios, y continúa en su constante pelea con los trabajadores estatales por paritarias, se siguen destruyendo establecimientos públicos educativos por la falta de presupuesto gubernamental.

En la Primaria Nº102, Escuela Dardo Rocha (7 y 32), hace semana los estudiantes asistena clases con roedores  vagando por el establecimiento.”No hay ningún directivo en la escuela y entonces no nos habían avisado nada”, relató la madre de uno de los niños de la escuela, quien advirtió que se enteraron del problema por los propios estudiantes.

Además, la institución sólo cuenta con el baño de mujeres ya que el de varones se encuentra inhabilitado al igual que la biblioteca por problemas. En la capital provincial, mientras se esconde la gobernadora y el intendente, el vaciamiento y la precarización de las instituciones públicas se profundiza al punto de poder dejar miles de niños, niñas y adolescentes sin clases.

Mientras tanto, estudiantes del Colegio Normal 1 movilizan hacia el Ministerio de Educación provincial en reclamo de, justamente, de mejoras edilicias.  “Tenemos solo ¼ del colegio arreglado”, aseguró Azul, desde el centro de estudiantes de la escuela y aseveró que salen a marchar para que el estado sepa cuáles son los problemas que están teniendo.

“El Normal 1 es un colegio céntrico, pero hay muchas escuelas en la periferia de la ciudad que no pueden tomar medidas de luchas y concientizar a los estudiantes para salir a la calle y reclamar”, confirmó la estudiante.