Desde que en el año 2013, surgió la aplicación de mensajería Telegram, Whatsapp, la más utilizada en Argentina debió transformarse para poder competir con algunas de las características que ofrecía esta nueva app que como principal recurso, además de una diferencia sustancial en sus emojis, nació con cifrado de mensajes de punta a punta.

Lo cierto es que por ahora, Whatsapp, copia algunas ideas a su contra Telegram, como el chat efímero, para sumarlas a su plataforma, pero además dieron aviso de que debido a la filtración de audios e imágenes privados en los medios de comunicación, Whatsapp saldrá dentro de unas semanas con una nueva característica: un audio o una foto tendrá aviso de reenvío si es que la persona destinataria del mensaje original replica dicha información. De esta manera, quien haya enviado la imagen, por ejemplo, podrá saber si el destinatario de su mensaje original, reenvió el mensaje.  Pero por supuesto que hecha la ley, hecha la trampa, porque si la imagen se descarga, no saldría el aviso de reenvío que ahora se está promocionando.

Un segundo aviso de la mensajería es que a partir de su última actualización cuando se desee enviar un audio, los usuarios no tendrán que mantener el icono del micrófono apretado para enviar el mensaje, si no que se bloquea apenas se apriete y podrá soltarse sin que se corte la grabación del audio. Esta renovación, es algo que estaba ya para los usuarios del sistema Apple y que ahora se incorpora para teléfonos Android.

La carrera entre Whatsapp y Telegram, trae los beneficios de la competencia, en la que se van sumando cosas para poder estar siempre superando los requerimientos de los usuarios y mejorar las propuestas de su principal competencia.