Una verdadera multitud de trabajadores copó este martes el hall central del edificio de la AFIP para rechazar las políticas de ajuste que esta implementando el titular del organismo Leandro Cuccioli, que incluyen congelamiento de vacantes, achicamiento de la estructura y recortes en el fondo de jerarquización que aumenta junto con la recaudación.

La decisión de los gremios AEFIP (DGI) y SUPHARa (Aduana), es convocar a un paro total de actividades si las autoridades no dan marcha atrás con las medidas, y además advirtieron que las modificaciones podrían poner en riesgo el manejo de datos sensibles como los que se resguardan en las basa de datos de ente recaudador.