El conflicto en la tradicional confitería marplatense se agravó tras el fin de semana largo. Este miércoles tendrán audiencia con la patronal y el jueves ocuparán la banca 25 del Concejo Deliberante.

Luego de que se enteraran de más despidos y del desalojo que dictó la Justicia de Mar del Plata, Alejandra Blanco Sánchez contó que el número de despidos subió de 60 a 70 y que en el transcurso del martes esperan que lleguen 10 telegramas de despido más.

Para llevar a cabo el reclamo realizaron venta de café y medialunas en la vereda de las sucursales de Varese y calle Buenos Aires. También se les sumó el diputado nacional Facundo Moyano a difundir el reclamo y Marcelo Tinelli.

También podés ver: ” Trabajadores de Confitería Boston fueron echados y ahora denunciados penalmente por sus ex jefes”

“Trabajo hace 18 años y nunca hubo un conflicto gremial. Pasamos incendios y la crisis de 2001 y nunca hubo problemas. Desde 2016, cuando Boston cambió de dueños, nunca cobramos un sueldo entero”, lamentó. La patronal les debe aguinaldos y los sueldos de abril, mayo y junio, además de las indemnizaciones, que quiere abonar sólo al 50%.

También podés ver: “Echaron a 26 trabajadores de una tradicional confitería marplatense”

Esta semana será etapa de definiciones: el miércoles, los delegados gremiales de Gastronómicos y Pasteleros fijaron una audiencia a las 11 de la mañana para resolver la situación de los trabajadores despedidos, mientras que el jueves tendrán resoluciones a nivel municipal, ya que Blanco Sánchez ocupará la banca 25 en el Honorable Concejo Deliberante para buscar una respuesta en conjunto para los trabajadores.

Cuando la compañía cambió de accionistas en noviembre de 2016, el intendente Carlos Arroyo anunció con bombos y platillos que la confitería iba a exportar medialunas y crear más de 100 puestos de trabajo. Sin embargo, con el conflicto “ni nos recibió”, comentó Alejandra.