Este martes en conferencia de prensa, el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) ratificó el pedido para que el Gobierno provincial llame a negociación paritaria, cese con el cierre de escuelas y dé marcha atrás con el fin de los bachilleratos.

En la sede de Suteba, los representantes gremiales de SADOP, FEB y UDOCBA repitieron su reclamo por un digno aumento salarial, por el cierre de escuelas en distintas localidades de la provincia y, ahora, por el de bachilleratos para adultos.

En primer lugar, María Laura Torre, Secretaria Gremial de SUTEBA explicó que la cita a la prensa tenía dos ejes: “el primero es hacer público que exigimos urgente que nos convoquen a paritarias, porque en cuatro reuniones siempre nos dieron la misma propuesta: 15% y sin cláusula gatillo”, dijo y destacó que “también por las condiciones edilicias en las que vivimos educadores y alumnos. Miles de alumnos adultos se quedarán sin finalizar la escuela y cientos de docentes sin trabajo”.

La dirigente citó el discurso de la gobernadora en la asamblea legislativa del pasado 1º de marzo: “Si de verdad nos importa la educación, tenemos que cambiar la lógica de la discusión”, recordó y retrucó “suspendan el cierre de escuelas y el de bachilleratos de adultos. Abran las escuelas que se necesitan y nombren a los docentes necesarios para discutir una educación de calidad. Le pedimos a la gobernadora que nos valore. No somos los culpables de la crisis educativa. Somos la parte de la solución de cualquier problema”.

En tanto que Alejandro Salcedo, Secretario Adjunto de UDOCBA sentenció que “los fondos deben ser destinados a educación y a salario. Nuestro sueldo está por debajo de la línea de pobreza. Es urgente que el gobierno convoque. Estamos en un compromiso con la sociedad: que es estar con los chicos en las aulas”.

Otro de los representantes sindicales de SADOP, Rodrigo Miguel, se lamentó porque “cuanto más se dilaten las negociaciones, más se degrada nuestro bolsillo. En 2016, con el salario de un docente se podía adquirir el 80% de una canasta básica. Hoy, con la oferta que hizo el gobierno, no llegamos al 77%. Es clara la pérdida de poder adquisitivo”.

En la conferencia, ninguno de los dirigentes sindicales habló de medidas de fuerza y, pasado el mediodía, confirmaron que no recibieron convocatoria de ningún funcionario provincial.