Esta semana se realizó una nueva venta de reciclables en la Planta de Tratamiento de Residuos del Municipio de Castelli. Se trata de la primera entrega de dos tipos de materiales diferentes: chatarra ferrosa y bazar.

Estas categorías fueron recuperadas y clasificadas gracias al trabajo de los operarios y a la separación y recolección diferenciada en cada vivienda de la ciudad.

Se trata de 4500 kilos de chatarra ferrosa, compuesta por latas, trozos de chapas y chatarra en general. Por otro lado, hay 1300 kilos de residuos de bazar: baldes, palanganas, plásticos de juguetes, baldes de pintura, baldes de helado, entre otros.

La titular de la Dirección de Medioambiente destacó que esto es “fruto del reciclaje que cada vecino hace en su casa” y agregó que el desafío es complejizar aún más la separación para conseguir materiales recuperados de mejor calidad.